Arte Naif en la galería de arte Massaguer, de la ciudad de Cárdenas. La belleza de pintar simplemente.

Por estos días en la galería de arte Massaguer de la ciudad de Cárdenas, está abierta al público una exposición colectiva de arte naif de autores con mayor o menor trascendencia, con diferentes estilos dentro de la temática, pero que en su conjunto demuestra el desarrollo de esta manera de sentir y de pintar de no pocos de nuestros artistas plásticos.

No está demás decir que esta forma y manera de expresión ha sido (aunque no se diga en los medios de comunicación) discriminada por algunos cultores de las artes plásticas que venidos de academias ven por encima del hombro el arte naif, catalogándolo como algo menor, sin arte o casi sin él, nada interesante o polémico que expresar a la sociedad; error que incurren al subordinar al dominio de la técnica de la pintura y el dibujo la única y exclusiva herramienta de expresión plástica.

Los cultores de lo naif desarman ese prejuicio intelectual de una manera muy práctica y como mejor lo saben hacer: CREANDO.

Aquí les va casi todas las obras expuestas, sin nombre de los autores, sin títulos, sin dimensiones ni técnicas con que se crearon. Es la obra de arte, la explosión de lo sencillo, de lo simple y complejo visualizado en colores y formas, trazos y líneas.

 

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

Detalle

 

Detalle

Detalle

 

Por Matanzas en la tarde-noche.

La maravilla de pasear en la tarde noche por la ciudad de Matanzas, -la bien llamada Atenas de Cuba-; es una especie de encanto que nadie debería dejar de hacerlo si no es vecino de esta bella ciudad y por alguna razón tiene la suerte de pasar a esas horas en que el Sol desciende en el horizonte para dar paso a la noche.

Con mi cacharrito tecnológico capturé estas bellas imágenes que se desea y se agradece.

Y lugares donde pasar un rato agradable como este (que por descuido no tengo su nombre):

El Café Atenas; bello inmueble por fuera y por dentro, trato agradable y excelente comida, ideal para sentirse bien y compartir:

Sobre como las pretensiones de los mercenarios con el tornado se fueron a bolina ante el huracán revolucionario que se volcó a las calles habaneras.

La naturaleza es del carajo para propiciar eventos más allá de su entorno natural. El tornado que destruyó todo a su paso en La Habana el 27 de enero provocó una serie de eventos posteriores que no debemos pasar por alto. Las imágenes de la devastación que provocó en su recorrido ( apenas 16 minutos) atestiguan el terror              

de las personas que tuvieron la desgracia de estar en su trayectoria; hubo de lamentar el fallecimiento de seis personas y más de cien lesionados, no pocos de gravedad. Los testimonios son aterradores. Al amanecer, la tragedia cobraba su verdadera dimensión, y las personas palpaban la magnitud real de lo acontecido. Parecía una verdadera zona de guerra…
Pronto la solidaridad se hizo sentir. Todas las instituciones y organismos del Estado, así como estudiantes, deportistas, intelectuales, militares, vecinos y pueblo en general han tomado las calles para resarcir en el menor tiempo posible las heridas del evento climatológico. Hay por parte del Estado y el gobierno toda una estrategia bien concebida para que no quede ningún ciudadano sin la atención requerida; al frente de esta nueva batalla está de manera muy activa y en permanente contacto con el pueblo el presidente Miguel Díaz-Canel instruyendo, agilizando, solucionando problemas objetivos o subjetivos, llegando a los más afectados con la fuerza colectiva de la Revolución, llevando esperanzas para los problemas más críticos y que demandan mayor tiempo.


    

Ante esta realidad, la maquinaria mediática ha lanzado contra nuestro país de una manera ¿extraña?-diríamos si fuéramos ingenuos o neófitos en estas cuestiones-; al mismo tiempo y con el mismo ritmo (un músico lo definiría como una gran orquesta bien afinada con el maestro llevando la batuta) andanadas de noticias falsas con el objetivo de proyectar hacia el mundo que en La Habana reina el caos, la desesperanza, el abandono y la dejadez ante la desgracia; sin faltar falsas prohibiciones sobre donaciones negadas u obstaculizaciones de cualquier tipo; todo con el fin de “fabricar” una realidad paralela para silenciar lo que verdaderamente ocurre en las calles; el huracán revolucionario de pueblo que junto a sus gobernantes y organizaciones de masas demuestran la fortaleza del sistema social cubano ante eventos de este tipo que; en no pocos de los demás países (incluyendo los Estados Unidos) se convierte en un sálvese el que pueda con el consiguiente abandono de aquellos ciudadanos con pocos recursos financieros.
También intentaron aprovechar la coyuntura para inducir a una crisis que provocara un estallido social local para “vender” la noticia que tanto desean de manifestaciones contrarrevolucionarias; con periodistas extranjeros apostados y cámara en mano esperaban que ocurriese lo que no ocurrió.
Esta confrontación entre la naturaleza y el hombre ha permitido calibrar una vez más cuan poderosa es nuestra arma que más temen los enemigos de la Revolución cubana; la verdad. A la par que se divulgaba falsedades; los internautas cubanos desde los mismos lugares del suceso informaban al mundo por medio de las redes sociales la realidad de lo que ocurría. Puede que esta sea la primera vez que haya sido tan visible la confrontación en el campo de internet entre los que defienden nuestra patria con el precepto de “no mentir jamás” como escudo invulnerable frente a aquellos que sin ética y moral alguna intentan derrocar la revolución utilizando la mentira, manipulación y subversión. Con la fuerza de nuestra verdad hemos vencido esta batalla en un terreno nada fácil; no será la última, en todo caso debemos prepararnos para este tipo de escenario difícil donde para alcanzar la victoria hace falta inteligencia, audacia, pasión revolucionaria, unidad y estar claro de las armas que utiliza el enemigo.

El sueño irrealizable de la fauna que habita el zoológico jurásico cavernícola anticubano con respecto al presidente Miguel Díaz-Canel.

No lo dicen pero lo desean en su fuero interno; claman en silencio para que el milagro ocurra, darían gustosamente millones de dólares por hacer realidad el sueño inconfesable de ver un asomo de traición a la Revolución cubana por parte de nuestro presidente Miguel Díaz-Canel. Sería un día de fiesta que nuestro presidente se pareciera a “ellos” en cuanto a la falta de ética y moral que tanto abunda entre los que atacan con odio a todo lo creado por la Revolución cubana en estos 60 años de victorias.
Les incomoda ver el contacto directo con las masas que tiene Díaz-Canel y cómo el pueblo lo rodea y lo hace suyo. Les incomoda que nuestro presidente a la hora de hacer los “cambios que la casa necesita” continúe por el camino trazado por Fidel y Raúl; guiando con paso firme y seguro este Granma gigante que defiende un mundo más justo y humano; anticapitalista, martiano y fidelista. Les molesta en grado sumo las imágenes difundidas en internet de un presidente activo junto al pueblo en la batalla por desarrollar Cuba; les incomoda que a pasos agigantados el presidente y todo un pueblo revolucionario defienda con la verdad la realidad cubana en las redes sociales.
Cuanto desean que se desligara del pueblo, que le diera la espalda a la historia heróica de la Revolución iniciada el 10 de octubre de 1868, triunfante el 1ero de enero de 1959. El “Gorvachov” cubano que serviría en bandeja de plata el socialismo cubano a la reacción neoliberal no está a la vista; ni para los anexionistas y mercenarios del patio ni para los analistas de las agencias de espionaje de Estados Unidos; de ahí el desespero de los enemigos que hacen lo imposible por crear una realidad paralela, “virtual” que sustituya nuestra realidad que no conviene que sea conocido por el mundo.
Frente a la realidad desbordante de nuestra Revolución que sigue en pie con un pueblo que la defiende conciente de lo que está en juego; con un presidente que continua lo construido por el Comandante en Jefe Fidel en pleno siglo XXI, en momentos de crisis moral y ética capitalista con peligrosos ejemplos de gobiernos “fascistas” que intentan imponer el regreso de la ley del más fuerte a como de lugar; lo que queda por hacer a cada defensor de las causas justas del mundo es luchar unidos con todos los recursos disponibles y abrir nuevos caminos de emancipación frente al capitalismo devorador de toda esencia humana.
El pueblo cubano con Miguel Díaz-Canel al frente tienen la bandera de la Revolución socialista en sus manos; es nuestra responsabilidad histórica como generación posterior a la que reinició la chispa revolucionaria en Cuba hacer con nuestra acción diaria que los sueños de imperialistas, mercenarios y anexionistas nunca lleguen a convertir a la patria en una caricatura neocolonial; en nuestras manos está que sus sueños de ver a Cuba de rodillas y sumiso al norte revuelto y brutal que nos desprecia queden atrapados en su zoológico jurásico cavernícola anticubano por el resto del tiempo hasta que llegue el momento futuro en que sean echados al basurero de la historia humana; cuando las guerras, el despojo de pueblos por otros, la explotación del hombre por el hombre y la destrucción del medio ambiente sea solo recuerdos lejanos en los libros de historia; donde una isla pequeña hizo frente al mayor imperio del mundo, no siendo jamás vencida.

Pinceladas íntimas

Escribir, pintar, caminar, fotografiar, leer todo lo que caiga en mis manos, interactuar en las redes sociales con otras personas, intercambiar saberes, darnos cuenta que somos minúsculos seres humanos que nos hacemos gigantes solo si se es parte de la sociedad; -ya sea maldita, asfixiante o liberadora; pero sociedad al fin y al cabo humana- ser un trangresor o hereje a pesar de las décadas que llevamos a cuestas frente a mentes cuadradas bendecidas por burocratismos y extremismos dañinos que se diluyen frente a la mujer que espero con ansias de adolescente; -la deseo como nunca para mimarla y amarla de manera apasionada; sin límites para el amor-, llega a mi todas las noches cuando invoco su cuerpo encima del mio; mientras su tibia temperatura de ébano oriental me atrapa a más no poder, dándole gracias al destino que me llevó hasta ella.
La vida es una solita y nuestro tiempo se acaba a lo sumo no más de ciento veinte años después que nacemos; ya sea en cuna de oro o de heno; el ser humano no va más allá; -quizás en el futuro sea diferente,- estoy convencido que debemos aprovechar con responsabilidad todos los segundos en que vivimos. Por ello río cuando por las buenas costumbres o apariencias llegan amigos o compañeros hasta mi para de manera más o menos sútil entrometerse en tu manera de vestir o de llevar el poco cabello que aun tengo en mi cabeza; largo larguísimo o corto cortísimo ¿a quién le importa si se ve mal, regular o bien?…. Nada más que a mi; siempre y cuando no sea una indecencia pública lo que uno expresa con su cuerpo; lo demás es reírse de los que están llenos de prejuicios de ese tipo, dogmáticos y sin sentido alguno de las individualidades que como persona defiendo a capa y espada; avalado por un toque de humor y alguna que otra palabra obsena en escena. Así me gusta ser; irreverente, sencillo y con una manera de escribir a veces un poco pesado y contundente; tanto que alguna vez cierto sitio cubano bloqueó por unos días mi humilde blog en el que había pecado al escribir sobre la tamaña estupidez de prohibir la internet en ciertos trabajos para sus trabajadores ¿Estos puritanos victorianos harían lo mismo si uno escribe sobre sexo?
Pues nada; me gusta escribir; y hoy miércoles a las ocho de la noche con una temperatura agradable (veo a Rubiera explicando el parte del tiempo en el noticiero nacional de la televisión cubana) he saciado tan solo un poco mis ansias de plasmar algunas pinceladas íntimas.

De la Macrinomía latinoamericana a la Macronomía del viejo mundo; capitalismo vs ciudadanos. Bolsonaro, Trump, Almagro y el fantasma que recorre Europa y América.

Desde América latina a Europa la rebelión conciente de las masas está latente. La culpa no la tiene el marxismo, ni el chavismo, ni el fidelismo o el guevarismo, no pocas veces declarados culpables por los poderes capitalistas de trastocar por momentos la tranquilidad del modo de vida de los acomodados y muy demócratas y filántropos burgueses. En la actual época que vivimos sería ridículo aunque no imposible, achacar el malestar que sienten amplios sectores de la sociedad (de cualquier parte del mundo), a ideologías que según la campaña sistemática del capital, han sucumbido frente a la victoria de las economías de mercado ¿Ellos en verdad se lo creerán?
¿Viva el libre mercado? Allí está el sacrosanto libre mercado con sus apologistas de bajo, medio y altos presupuestos que tienen como único fin satisfaccer con edulcoradas preguntas y respuestas sacadas de la chistera mágica la subversión de la verdad, la prostitución de la política y la manipulación -burda o sutil de las personas por medio de los emporios mediáticos de desinformación global-; la necesidad del sistema capitalista de imponer y mantener su férreo poder soslayando las inumerables fallas; visibles con solo reconectar el cerebro a la realidad circundante, dejando ver lo inhumano y criminal que es.
A pesar de la hegemonía mediática que desconecta la “caja” de pensar de los ciudadanos del mundo; la chocante realidad de sociedades con una sostenida disminución del gasto público, menos impuestos a los ricos; sumándole a ello un aumento de precios a productos de vital importancia y mayores carga impositiva a los no ricos provoca tal “calentamiento” en los sectores desfavorecidos de la sociedad, que al fin y al cabo terminan por”reconectarse” a la realidad que ningún medio está dispuesto a enseñarles; la verdad que no ha dejado de ser; los que más trabajan son los que sostienen la buena vida de los más ricos; un Estado neoliberal que reparte las pérdidas financieras de aquellos que juegan en la ruleta financiera entre toda la población; mientras que las ganancias solo se quedan en la cima del poder; un Estado neoliberal que se desentiende completamente de las necesidades elementales de su población con justificaciones tecnocráticas para engordar los bolsillos de los más pudientes.
Desde la Argentina la política del gobierno de Macri ha impuesto el neoliberalismo que parecía sepultado en nuestra región. Los precios del gas, electricidad, medicamentos y otros de primera necesidad se han multiplicado cientos y miles de veces desde que llegó al poder; sumándole a ello la reducción del retiro y otros gastos públicos imprescindibles en la sociedad moderna. La parte política de dicha cuestión se observa en la persecución judicial de líderes de izquierda; -expresión del miedo de las clases poderosas al futuro inmediato del resurgimiento activo de fuerzas que contrarrestren la ofensiva neoliberal a favor de proyectos de inclusión social e igualdad y solidaridad.
Es lo que ha ocurrido en la Francia de Macrón con las manifestaciones de los chalecos amarillos. No son políticos ni afiliados a ningún grupo nuevo que busca hacer una nueva revolución en Francia, simplemente es el pueblo que dice un no rotundo al neoliberalismo galopante que cercena conquistas sociales ganadas por el pueblo en lucha de decádas frente al capital. Los miles de millones de euros dejados de aportar por los más ricos con las nuevas políticas económicas del gobierno de Macrón son los mismos miles de millones ¿casualidad? recortados al gasto público; sumado el aumento del precio de combustible, -detonante del estallido social frances-; y observar cómo se rechaza por el Estado burgués tales manifestaciones al sacar blindados a la calle, balas de gomas, chorros de agua; – clase magistral de cómo un Estado democrático burgués deja sus guantes de seda para reprimir sin piedad los derechos humanos y la libertad de expresión de los que protestan por la carestía de la vida cuando sienten que sus privilegios de clase se tambalean bajo el influjo de la presión de las masas.
Desde Macri a Macrón la verdad descarnada es la lucha del capitalismo contra los pueblos. Hasta ahora manipulados las víctimas, eran al mismo tiempo los más fieles defensores de su esclavitud desconocida. El solo despertar de la conciencia personificados en los “chalecos amarillos” y la violenta reacción por parte de los ricos demuestra otra verdad oculta que a veces aflora. Cuando los pueblos despiertan y toman conciencia de su poder, no valen tanques, balas de goma, ejércitos de represores ni grupos oligárquicos aliados; los pueblos son por mucho, más poderosos que todos los capitalistas juntos.
Macri, Macrón, Bolsonaro,Trump, Almagro y compañía debían de tomar lecciones de lo que acontece; al parecer un fantasma recorre a Europa y a América; y no es precisamente favorable al gran capital…¿ Es el miedo de clase a las fuerzas de los pueblos libres de la órbita de hegemonía cultural capitalista lo que provoca las guerras de todo tipo contra Cuba, Venezuela y Nicaragua que se les hacen sin piedad?

8 de enero de 2019; 60 años después de la entrada de Fidel a La Habana. La caravana de la victoria continua.

Falta menos de una hora para que se cumplan 60 años de la llegada de Fidel a la ciudad de La Habana en aquel irrepetible 8 de enero de 1959; cierre de la caravana del Ejército Rebelde que había recorrido todo un país eufórico junto al pueblo por la victoria del primero de enero; era la caravana de la victoria.

Han pasado 6 décadas de tamaña epopeya que cambió para siempre la nación cubana. Por primera vez la Revolución cubana iniciada en 1868 cumplía, por primera vez los mambises entraban a la ciudad de Santiago de Cuba; por primera vez una Revolución no era traicionada y triunfaba para cambiar la estructura económico y social en bien del pueblo y no de una élite de poder que miraba por los ojos de Washington. Ese día Fidel diría palabras proféticas al decirle al pueblo que “quizás en lo adelante todo sería más difícil”, intuyendo la negativa de los poderes imperiales de Estados Unidos a perder la hegemonía en una isla donde a pesar de tener bandera, hinmo y constitución propia mandaban y explotaban a su antojo.
Pues Fidel no estaba equivocado. Desde los primeros meses tuvo que enfrentarse a Estados Unidos en su afán de llevar toda la justicia social posible. Con la firma de la Reforma Agraria la Revolución cruzaba para siempre la línea roja que los gobiernos yanquis no estaban dispuestos a aceptar. La guerra contra nuestro país se realizó a todos los niveles; desde el bloqueo económico y financiero, la subversión, el terrorismo, el sabotaje, la invasión, los proyectos de atentados, el bloqueo naval cuando la crisis de octubre, las campañas de descréditos y manipulación contra la Revolución a nivel internacional; el financiamiento y apoyo logístico a bandas de alsados en todo el territorio nacional, la guerra bacteriológica contra el sector agropecuario y contra los seres humanos, el aislamiento en la región entre la década del 60 y 80, en fin; los gobiernos de Estados Unidos han ideado todas las fórmulas posibles por ver derrocada una Revolución que desde que triunfó ha cometido la herejía de llevar a cabo una política exterior propia y un sistema totalmente diferente que pone al ser humano como sujeto fundamental de la sociedad, en contraposición del capitalismo.
A sesenta años del triunfo de la Revolución algo no ha cambiado; los Estados Unidos continúan gastando todos los recursos posibles por ver derrocada la Revolución cubana. Pasada casi en su totalidad la generación histórica que comenzó la lucha con el asalto al cuartel Moncada, desaparecido físicamente el Comandante en Jefe Fidel y siendo amplia mayoría de la población la que nació después del triunfo revolucionario; existiendo un contexto difícil tanto en el plano interno como en el externo; el enemigo de siempre busca utilizar las redes sociales como punta de lanza para provocar el reblandecimiento de las estructuras que conforman al Estado socialista para asestar un golpe ideológico en la juventud que provoque en el menor tiempo posible un cambio en la manera de pensar y con ello lograr por fin el tan ansiado derrumbe de la Revolución cubana.
La batalla ideológica y cultural entre la Cuba que continúa de pie luchando por el socialismo y Estados Unidos como lo máximo de un capitalismo enajenante; guerrerista, colonizador e injusto y sin equidad social continua con las nuevas generaciones de cubanos. La Revolución triunfante de hace 60 años sigue joven; la caravana de la victoria con Fidel al frente continua como todos los años entrando triunfal a la ciudad capital de una República en Revolución. La epopeya sigue viva; y nosotros con ella; los eternos agradecidos de Fidel por millones triunfamos cada primero de enero y alcanzamos con los barbudos al pueblo habanero un ocho de enero.

 

S.O.S Remedios; se nos “cae” el Patrimonio de la octava villa.

Estado actual del inmueble donde radicó la primera biblioteca fundada fuera de la ciudad de La Habana en la época colonial

Teatro Villena; nótese la falta de techo del teatro.

Visitar a mi ciudad de San Juan de los Remedios en tiempos de Parrandas es sambullirse en lo mejor de las raices histórico-culturales que atesora esta villa que desde que surgió es bastión insustituible en Cuba en lo que se refiere a mitos, leyendas y tradiciones Por ello la ciudad está inmersa en desarrollar capacidades turísticas, realizando un incipiente turismo de ciudad donde se le ofrece al turista la rica historia arquitectónica y de tradiciones intangibles capaz de provocar la admiración del visitante foráneo; en ello resulta vital la red de museos conque cuenta la ciudad, que en mi opinión aun no ha sido suficientemente explotada; desde el museo municipal (entre los primeros fundados en la república neocolonial, el museo de la música Alejandro García Caturla (uno de los máximos exponentes de la música cubana en las primeras décadas del siglo XX) el museo de las Parrandas (primer museo de arte folclórico popular en Cuba y el archivo municipal así; como una adecuada preservación de los valores arquitectónicos del perímetro urbano.
Dentro de esta vorágine de desarrollar la industria turística los remedianos han acogido con veneplácito la conversión a hoteles de construcciones que estaban en franco deterioro físico. Si unos años antes la ciudad contaba solo con el emblemático hotel Mascotte (tan antiguo como que el generalísimo Máximo Gómez Baez a fines del siglo XIX se alojó en él), en la actualidad se rehabilitó el hotel Barcelona (por décadas el edificio permaneció en ruinas), más tres hoteles abiertos en los alrededores de la plaza y uno a solo cien metros de ella, sin dejar de mencionar que las inversiones en instalaciones hoteleras y extrahoteleras continuarán dentro de la ciudad de Remedios.
Hasta aquí todo bien, la industria turística de la ciudad marcha con buen viento y a toda vela; pero el S.O.S proviene de pérdidas irreparables que para la cultura e historia de nuestra ciudad están por ocurrir o ya ocurrieron a la vista de todos los que viven, aman y sueñan por ver a esta ciudad llena de esplendor y linda, no solo sus hoteles, sino todo el entramado urbanístico y sociocultural de Remedios.
Lo que fue la primera biblioteca pública fundada fuera de la ciudad de La Habana es hoy un edificio apuntalado que se encuentra a punto de venirse abajo. Quizás ya esté sentenciado y solo se espera su deceso, tal como ocurrió a solo una cuadra de allí con otro edificio hace algunos años antes, donde existió una construcción que se erigía desde la década del 50 del siglo XIX, hoy es un parque que no logra sustituir tamaña pérdida para el patrimonio remediando; la historia parece repetirse cual calco fiel de la pérdida anterior; pero los remediamos no deseamos otro pedazo de parque “obligado” por las circunstancia; aun se recuerda al mítico “El Palomar”, una construcción pintoresca destruida no tanto por el paso del tiempo sino por la dejadez de los seres humanos y a la falta de mecanismos para generar los recursos necesarios que sustente la preservación adecuada.
Otra de las construcciones sumamente deteriorada es el teatro Villena. Su reparación general en vista al 500 aniversario de la ciudad fué una real chapucería pues el huracan que azotó con fuerzas la región destruyó precisamente la parte del techo que se había puesto nuevo, quedando solo la parte vieja que no se tocó en lo más mínimo, lo cual dejó en evidencia el robo descarado de los recursos que el Estado dispuso; al utilizarse materiales de muchísima menor calidad para embolsillarse la diferencia.
Otro de los edificios inhabilitados por el paso del huracán es el cine América, cuyo techo también colapsó; pues continua tal y como quedó; a la espera de una reconstrucción que le devuelva la vida.
La cuarta pérdida aunque pareciera de menor significado es realmente peligrosa ya que la misma tiene que ver con la memoria histórica colectiva. El caso en cuestión es que en la antigua tertulia, un edificio que precisamente está en los alrededores de la plaza, hay dos hechos que ocurrieron de gran significado para la historia local y que dos tarjas daban cuenta de los mismos. El primero ocurrió cuando a fines del siglo XIX se celebró un homenaje en persona a Máximo Gómez por el pueblo remediano; y el segundo hecho histórico es que precisamente fué ese local el escogido para rendir honores a los héroes internacionalistas remedianos que cayeron luchando en tierras africanas, de allí salieron sus restos custodiados por un mar de pueblo que en silencio impactante depositaron finalmente a sus héroes en el panteón de los caídos del cementerio municipal. En la actualidad no existen las tarjas; quizás en el proceso de reparación del inmueble fueron extraídas para su conservación, pero aun no se han devuelto al lugar que deben de ocupar; no se cuales son las razones de la demora, lo que es innegable es que parte de la historia se olvida para las nuevas generaciones.
El que llegue a Remedios encontrará una plaza preciosa, reconstruida, pintada, una delicia turística que invita a fotografiarla para llevarse un recuerdo. A los remedianos nos gusta nuestra ciudad, nuestra Parranda, nuestros museos, nuestros mitos y leyendas, nuestros grandes y excepcionales músicos y demás artistas e intelectuales, héroes y mártires que ha parido esta villa a lo largo de sus más de quinientos años de vida. Pero la queremos toda bella y no solo una parte; no solo es postal, es nuestra casa y exigimos con pleno derecho que se preserven como es debido nuestro patrimonio único, nuestra historia, nuestra ciudad.

Un primero de enero de victoria revolucionaria en las redes sociales; desenmascarando la manipulación vs Cuba, derrotando a los enemigos de la Revolución con nuestra arma más poderosa; la verdad.

Hemos llegado al último día del año 2018, el mundo entero celebra el fin de un año y el advenimiento de uno nuevo. Los cubanos no estamos ajenos a la celebración; pero tenemos un motivo especial para festejar el primer día del nuevo año. Celebramos los 60 años de Revolución victoriosa e invencible que triunfó en el ya lejano año 1959. Por ello cada 31 de diciembre y 1ero de enero nos llega un recuento de la historia revolucionaria que ha cambiado para siempre no solo a nuestro archipiélago cubano, sino a América latina y sin exageración, a buena parte del mundo. En estos días especiales un capítulo íntegro al artífice de la última gesta revolucionaria, el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz; hombre de carne y hueso que supo realizar junto al pueblo la mayor hazaña y epopeya que los cubanos han realizado en toda su historia; llevar adelante una Revolución Socialista frente a la mayor potencia imperialista que ojos humanos hayan visto sobre la faz de la Tierra, sobreponerse al colapso del campo socialista y de la URSS en la última década del siglo XX, sobrevivir a la grave crisis económica que sobrevino producto al desmerengamiento socialista y en medio de adversas condiciones económicas, política e ideológicas a nivel nacional e internacional salvar a la Revolución cubana.
A dos años de la desaparición física de Fidel digo que este es un primero de enero victorioso también en las redes sociales por parte de la Revolución cubana; ya que en el decursar del año que termina la defensa de la Revolución cubana por sus mismos actores ha escalado nuevos peldaños al entrar en tan importante trinchera de combate nuestro presidente Miguel Díaz-Canel y buena parte de los ministerios y organismos centrales del Estado. Es un año de victorias revolucionarias porque de manera contundente como no había ocurrido antes en el campo de confrontación los mercenarios, anexionistas y vendepatrias a los que los agrupo en una especie de zoológico cavernícola jurásico anticubano por el grado de sumición abyecta a los poderes yanquis y al odio que destilan contra todo lo que tenga que ver con Cuba no pudieron escribir sus mentiras y manipulación para vender una imagen totalmente lejana a la realidad de Cuba sin que recibiera la contundente respuesta de los que apuestan por lo mejor de Cuba; de ahí su odio multiplicado al verse disminuido en las redes las posibilidades de denigrar al proceso revolucionario, e incluso fue desenmascarada en twiter una de las mercenarias que bajo el ropaje blanco vende su alma cual prostituta ideológica a su amo del norte; de cazador de ignorante como se hace llamar en twiter fue cazada la prostituta mercenaria.
No menos cargado de trabajo nos viene el nuevo año; la defensa de la Revolución cubana en las redes sociales es un imperativo de estos tiempos, cuando los grandes centros de poder mundial utilizan la internet como medio para manipular a los pueblos en su afan de dominación mundial capitalista y destruir toda conquista social lograda anteriormente. No somos la excepción; todas las campañas difamatorias e injurias contra nuestro sistema político social tiene el objetivo estratégico de hacer polvo a una trinchera y ejemplo ante el mundo de otra manera de ser, muy lejos de la avaricia, las guerras y filosofías de despojo a otros pueblos por mediación de la ley del más fuerte. Quieren destruir la solidaridad, la entrega sin intereses mezquinos en la ayuda al prójimo; por ello es de vital importancia seguir ganando combates y batallas en defensa de la verdad y de nuestras ideas revolucionarias en la red de redes. Los agradecidos eternos a Fidel están y estarán en las redes con nuestro presidente defendiendo la gran oba revolucionaria de todo un pueblo en el nuevo año 2019.

Un ligero comentario sobre las Parrandas de Remedios, Patrimonio Cultural de la Humanidad

Pequeño y conciso, pero no quiero pasar por alto algo que se dejó de entrever con nuestra Parranda remediana. Aun hoy se habla del accidente que pudo haberle costado la vida a varios de los que disfrutaban la Parrandas del año pasado. Pues sobre ello mucha visibilidad se le dió no solo fuera del país, fué creo que la noticia del mes de diciembre en Cuba.

Un año después qué ocurre, pues la Parranda es noticia porque es declarada por la UNESCO Patrimonio Cultural de la Humanidad, eso fúe si mal no recuerdo en el mes de noviembre. Pero después un silencio total en la prensa cubana, tal parecía que en Remedios no se celebraria la parranda, ni tan siquiera el mismo día 24 de diciembre se dignaron en promocionarla por los medios nacionales de comunicación. Porqué tal silencio total de un hecho cultural único en nuestra nación que por demás deja de ser oficialmente patrimonio de Cuba para ser ahora de la Humanidad, de dónde salió la órden, el decreto, la prohibición de escribir sobre ella por el temor de otro accidente -es mi interpretación para nada malintencionada, me atengo a lo que veo.

Es curioso que días después se promocione por un canal de la televisión nacional las Parrandas de Punta Alegre, localidad de la provincia de Ciego de Ávila, Parranda que forma parte de la familia de localidades del centro norte de Cuba que la tienen y la defienden como parte de sus tradiciones, pero por favor, sin demeritarla en lo más mínimo, el equilibrio comunicacional en este caso no existe, la cuna de las Parrandas y que continua siendo el más logrado exponente parrandero fué silenciado por quien, o fué autocensura de los que tienen el deber de llevar las noticias culturales de nuestro archipiélago. Por lo demás, las Parrandas se hicieron como siempre se han debido de hacer, con mucha disciplina, las fuerzas del minint junto a los barrios mantuvieron el orden en las áreas destinadas para el fuego y no hubo que lamentar ni accidentes grandes ni pequeños. Esperamos que para el año que viene, en el 2019, las Parrandas de Remedios, las mejores que se hacen, las más vistosas y vistas se dejen ver en los canales de nuestra televisión nacional.